Banxico podría aumentar la tasa de interés por presión de EU
Banxico podría aumentar la tasa de interés por presión de EU

Banxico podría aumentar la tasa de interés por presión de EU

CIUDAD DE MÉXICO.- El reciente aumento de la tasa de interés del Banco de la Reserva Federal de Estados Unidos (central, Fed) sumado al deterioro del entorno global y el repunte previsto en la inflación de septiembre en México, elevan la presión sobre el banco central mexicano, por lo que economistas de grupos financieros prevén que incremente su tasa rectora la próxima semana.

Recomendamos: Trump lo intentó, pero no pudo detener las exportaciones de México

Mario Correa, director de Estudios Económicos de Scotiabank, afirmó que “en nuestros pronósticos sí estamos esperando un alza en la tasa de interés del Banco de México”.

Señaló como argumento que, en el ámbito interno ha habido un repunte de la inflación, a lo que se suman otras presiones que podrían continuar.

En tanto, el entorno financiero externo se volvió menos benigno por la guerra comercial entre Estados Unidos y China, así como los aumentos de tasas de la Fed y de otros países desarrollados, lo que ha ocasionado problemas en algunas economías emergentes (Turquía y Argentina) debido al entorno más adverso, lo que lleva a los especialistas a esperar un nuevo aumento de la tasa de interés por parte del Banco de México.

Inflación, peso y tasas

“Hay dos variables que permiten a nuestra economía absorber parte de los impactos que se generan por choques externos: el tipo de cambio y las tasas de interés. Si estas últimas no reaccionan, entonces la mayor parte del ajuste recae sobre el tipo de cambio, pero ello puede generar mayores presiones en precios y en las expectativas de inflación. Por eso pensamos que en este entorno Banxico elevaría su tasa de interés en 0.25 por ciento la próxima semana”, enfatizó.

Las economistas de Banorte, Katia Goya y Delia Paredes también anticipan en un reporte que Banxico subirá su tasa en 25 puntos base en su próxima reunión de política monetaria, que tendrá lugar el 4 de octubre.

“En general, el panorama de condiciones monetarias más restrictivas en EU representa un reto importante para mercados emergentes, lo cual podría contaminar parcialmente a los activos mexicanos, a pesar de los buenos fundamentales que preservan”, advierten.

 

MONEX disiente

Carlos González Tabares, director de análisis de Monex, piensa diferente. Expone que “originalmente pensábamos que podía venir un incremento en la tasa de Banxico el 4 de octubre, en línea con el alza de la tasa de la Fed, pero consideramos que hoy existe la posibilidad de que el instituto central mantenga sin cambio su tasa”.

Entre las razones que esgrimió para que Banxico pudiera dejar su tasa en el mismo nivel, de 7.75 por ciento, refiere que el dato más reciente de inflación resultó por debajo de lo estimado, se observa ya un punto de inflexión, la inflación al productor ha venido bajando, el tipo de cambio se ha mantenido relativamente estable y las tasas reales permanecen en niveles altos, comparados de manera histórica.

Estimó que para el cierre de año la tasa de Banxico permanecerá en el mismo nivel de 7.75 por ciento, mientras Correa proyectó que cerrará 2018 en 8 por ciento y en 2019 habría dos aumentos, para llevarla hasta 8.50 por ciento.

 

 

FUENTE Y FOTO TOMADA DE EXCELSIOR

POR: FELIPE GAZCÓN

Related posts